Nisekoi

jueves, 26 de marzo de 2015 , 0 Comments

AÑO 1




Esta semana nos acordaremos de la dama de llaves con...


Llegamos al primer anime romántico de la temporada. Romántico y adolescente, ya que esta serie tiene estos dos pilares principales como base para su historia. Hay alguno más, pero es el algo que, nada más nombrarlo, le hace perder varios puntos en la escala de valoración. Ese pilar maldito no es otro que el de los clichés.

Ya sabemos (si no os lo digo yo ahora) que a Jorge García, los animes románticos no le gustan ni un ápice, más aún si se mezclan con el slice of life. Si no me creéis, fijaros en el último "romántico" que analizó: School Days, que acabó como el rosario de la Aurora. Para el presidente, los animes románticos son caca de la vaca. Pero qué queréis que os diga, a mí no me desagradan tanto. Quizás sea por estar probando con frecuencia diferentes géneros de animación. Así me como basura por un tubo, algo normal en este caso si me paro a pensarlo. Pero no me importa, os quiero mostrar lo bueno y, a veces, también lo malo para que así recordemos que "no todo el monte es orégano" en la animación japonesa.

En esta ocasión, tras un formateo en mi portátil para sacar todo lo innecesario, se fue, sin querer queriendo, una serie que tenía pendiente de estudio y de cuyo nombre no quiero acordarme hasta próximos meses, sobre todo por un primer episodio algo extraño, quizás por el alcohol en sangre que tenía en ese momento (yo o el guionista, uno de los dos). Apesadumbrado, preferí buscar una desde cero. ¿Con qué me encontré? Con una historia típica de amor adolescente, sin sexo (si se hiciera en España... otro gallo cantaría), pero con un aliciente la mar de interesante, algo así como Romeo y Julieta, pero muy trastocado.
-Shakespeare, lo siento, pero si te revuelves en la tumba, te puedo prestar una almohada-


La historia de Nisekoi trata sobre un joven heredero, llamado Raku Ichijo, de un clan yakuza, el clan Shuuei, que no tiene más objetivos que buscarse una novia, "renegar" de los yakuza y cumplir una promesa hecha de niño a una chica para casarse. Ohhhhhh, qué original, una promesa de pequeños.

Por 25 pesetas, digan nombres de animes con promesas de niños, como por ejemplo Nisekoi. ¡Un, dos, tres, responda otra vez!


> Nisekoi
Love Hina
> Gakuen Heaven
> Maburaho
> Da Capo
¡NIIAAAAAHHHHHHHHHHHHHHHH! Unos cuantos animes han salido sin quererlo, pero continuamos con la reseña, no vaya a ser que esto se vuelva eterno.

Pero Raku no es un yakuza cualquiera, no. Él es más tranquilo. Cocina todos los días para su clan, estudia en la preparatoria, es algo introvertido, normalito de aspecto y de buen corazón y... está enamorado de una chica de su clase llamada Kosaki Onodera. Dulce, tranquila, muy vergonzosa y bastante mona. Hasta aquí bien, pero falta la parte de la guerra entre clanes que comentaba antes. Ésta chica de la que hablé ahora no es "Julieta".
-Es normal que en la primera vez se sangre un poco-


"Julieta" se llama en este caso Chitoge Kirisaki, una mestiza (medio japonesa, medio gringa) que llega de intercambio al instituto de preparatoria. Ella es rubia, guapa, algo alta y bien proporcionada. También tiene un carácter de mil demonios y es bruta como un arado, pero con el paso de los episodios veremos cómo dicho carácter se va suavizando. Chitoge es hija de un mafioso que llega a la misma zona en la que está el clan yakuza y empiezan las batallas entre sus miembros. Para calmar la situación, como los dos jefes son conocidos/amigos de tiempo antes, deciden montar un paripé con una relación falsa entre sus dos vástagos para calmar los ánimos entre los yakuza y los mafiosos. Aquí empieza la fiesta.

Habrá situaciones que intentan aplicarse en la vida real, como qué hacer cuando están los delincuentes presentes y qué hacer en el día a día fuera de las bandas, pero todo se va de madre, como podéis suponer y al final tendrán que continuar con la farsa del amor falso casi las 24 horas del día (cada uno duerme en su casita y en su futoncito). Las situaciones serán hilarantes al principio, tornando poco a poco a situaciones románticas, emocionantes y con algún momento cómico. No obstante, a veces se hacen tan largas estas escenas y tan repetitivos que te acaban desesperando. Si para abrir una caja de fotos tardan medio episodio, no os cuento para lo demás y para lo más importante: la promesa de marras.

Si llegasteis a pensar que me había olvidado, estabais equivocados. La dichosa promesa, que tanto bombo le dan y tan tontos son, no la resuelven a la primera, tal y como debería ser. Si de una persona normal se tratase, le pedirían meter la dichosa llave en el colgante de Raku para saber si abre o no. Ir una por una para comprobarlo. ¿Es que no han visto La Cenicienta? Pues exactamente lo mismo. Y como suponéis algunos de vosotros, que os conozco, no hay una única llave. Si hasta parece que las regalasen con los cereales. Pero los guionistas tuvieron el plan perfecto para alargar la incertidumbre. Se estropea la cerradura en el capítulo 12 y lo llevan a un cerrajero, pero debe ser vago, porque hasta el momento, tras terminar la serie, no se vuelve a nombrar más. Ni lo terminan de arreglar, ni preguntan por él, nada.
Sin embargo, éstas dos chicas no son las únicas que aparecen en la serie. Tenemos a más muchachas y a algún chico también.


> Maiko Shuu: amigo de la infancia de Raku. Pervertido, metomentodo y un poco cabroncete. Me recuerda un poco a Masayuki Haitani, el amigo de Keitaro Urashima en la serie de Love Hina.
> Ruri Miyamoto: la mejor amiga de Onodera, teóricamente la amiga fea. Baja, sin curvas, con gafas, calmada hasta que le tocas las narices. Intentará que su amiga se convierta en la novia de Raku.
> Marika Tachibana: hija de el superintendente de policía en la ciudad. Controla las fuerzas policiales especiales y siempre va escoltada por una agente especial. Es la tercera en discordia (sí, tiene otra llave), aunque en la serie no gana tanto protagonismo como las otras dos.
> También hay otros personajes secundarios como Claude (guardaespaldas de Chitoge), el padre de Raku, el padre de Chitoge o la profesora principal de los alumnos de preparatoria (es algo picantona, no en la forma de vestir, sino en cómo se expresa).
Algunos meten a este anime en la categoría de "harén", razones no le faltan, pero por esa regla de tres, podríamos meterlo también en la de "rodeo". Pensamientos repetitivos, no poder responder o concluir las preguntas que se hacen, la promesa que siempre y siempre ronda por las cabezas de los personajes, pero que no quieren aclarar (y eso que pueden)... Todas ellas son razones de peso para que desesperen un poco al espectador porque la acción se detiene y da vueltas sin mucho sentido. También indicar otro detalle que quizás a algunos les eche para atrás y a otros les atraiga: la exageración. Son muy exageradas las reacciones y las situaciones, me recuerdan un poco a los doramas koreanos. Por poner un ejemplo, cuando nadan en la piscina del instituto, ésta no cubre más de un metro y poco, pero en una situación de ahogo, el fondo de la misma se agranda muchísimo, tanto que hasta me pareció ver a James Cameron con su batiscafo.

Otras cosas a las que no le encuentro lógica son los trazos muy diferentes en el anime. Tenemos una sensación global decente, pero hay personajes como Claude o el padre de Chitoge con unas caras que parecen estar dibujadas por un niño de 10 años, cuando el resto de los personajes guardan cierta concordancia y calidad. La animación al caminar cojea, bastante mala, pero no pasa cuando los personajes corren. El agua que utilizan los personajes para regar, lo hicieron con efectos en 3D de "esos" que me "gustan tanto". Igual sucede cuando se le caen las gotas de sudor a los personajes, pero no me refiero al caer de gotas por la piel, sino cuando están cayendo al suelo o si salpican. No obstante, no todo van a ser malas noticias. Las explosiones, los golpes o las heridas están bien hechas. Los movimientos y expresiones en las caras de los personajes están bastante bien, pero no de sobresaliente, ni de notable.
-Típica situación de instituto: te descubren en una taquilla con una chica medio desnuda-

En cuanto al sonido, pues ni fu ni fa. Normalito. Las canciones de los opening o de los ending no enamoran y la ambientación siempre se basa en la misma cantinela. Desde luego un punto que tendrían que revisar mejor en la próxima temporada que ya está confirmada (en el volumen 14 del manga), aunque sin fechas conocidas. Lo que sí me llamó la atención es la cantidad de endings que hay para una serie de 20 episodios. Si para los opening tenemos dos, para los ending tenemos ¡ocho! Y ninguno bueno XD. Os pongo un pequeño resumen de los opening:

> Entre los episodios 2 y 14, tenemos el tema "Click".
> Entre los episodios 15 y 19 tenemos el tema "Step".
> Los episodios 1 y 20 no tienen opening.
A continuación, el resumen de los ending:

> En el episodio 1, el ending es el mismo tema que el opening de los capítulos siguientes. El tema os recuerdo que es "Click".
> Entre los episodios 2 y 7, tenemos el tema "Heart Pattern".
> Entre los episodios 8 y 13, tenemos el tema "Recover Decoration (リカバーデコレーション)".
> El episodio 14 tiene el tema "Step" como en opening, pero con animación diferente.
> Los episodios 15 y 17 tienen el tema "Trick Box".
> Los episodios 18 y 19 tienen el tema "Hanagonomi" (はなごのみ;Preferences in Flowers)".
> El episodio 20 tiene el tema "Sōzō Diary" (想像ダイアリー;Imagination Diary)".
> Los episodios 9 y 16 no tienen ending.
También hay que añadir una pequeña lista de extras que encontraremos tras algunos ending. Así ahorramos trabajo y en cuanto aparecen los créditos, podremos avanzar de episodio o mover la barra de tiempo, según sea el caso:


> Después de los ending en los capítulos 2, 3, 4 y 5 hay mini historias anecdóticas.
> Después de los ending en los capítulos 6, 15 y 18 hay minutos extra de serie.
Podría hablaros ahora de una OVA que se incluyó en octubre de este mismo año en uno de los tomos de manga en Japón, improbable que fuese en otro lugar. Habitualmente me gusta hablar de las OVAs en un apartado diferente, pero en este caso voy a hacer una excepción. ¿Por qué este cambio? Sencillo. La OVA que os traigo aquí es una continuación del día a día tras el último episodio. Sin novedades en ningún aspecto, parece un episodio normal y corriente con la excepción de que no es uno, sino dos, de menor duración a un capítulo normal, pero siguiendo el mismo esquema: música igual, dibujo igual e historia igual. Nos divertiremos un poco con estos dos mini-capítulos, pero no esperéis que os desvelen algo de las tramas principales, Shaft no lo va a hacer.
-Voy a tomarme una Cool Cola, de éstas que molan y están frías-



LA NOTA:



Desde luego, lo que no me esperaba de esta serie fue el cambio que dio comparado el inicio con el final. De una supuesta comedia con tintes románticos pasamos a un romance con el drama como co-protagonista. Pueden gustar los personajes, que están bien definidos, pero poseen muchos clichés. Aunque no gustan en absoluto las vueltas que dan para alargar la serie o las situaciones, que en un episodio nos dan a entender como límites muy graves para que después estos se disuelvan como un azucarillo en agua.

Nisekoi es una serie divertida, pero no es gran cosa, eso desde luego. Puede que llegue a enganchar, pero no llena ni enamora. Lo peor es que no hay un personaje con el que uno sienta una predilección destacable. Por lo que el anime se queda en una D sin más.

0 comentarios: