Rakuen Tsuihou -Expelled from Paradise

jueves, 5 de marzo de 2015 , 4 Comments

AÑO 1




Rakuen Tsuihou "Expelled from Paradise" (Graphinica, 2014, PELICULA)
Estrenada el 15 de Noviembre del pasado año, la película que hoy nos ocupa es obra de un estudio de animación, Graphinica, que puede presumir más de contar con una amplia cartera de colaboraciones (Berserk: The Golden Age Arc 1Berserk: The Golden Age Arc 2Black BulletAccel WorldAttack on Titan, Buddy ComplexCampioneDanganronpa The AnimationDate A LiveDragon Ball Z: Battle of GodsDurararaDRAMAtical MurderFairy TailFractalePsycho-PassStrike WitchesTerror in Resonance... y así hasta acabar con el maldito teclado) que de trabajos propios. De hecho, y si mis fuentes no me fallan, Rakuen Tsuihou es la primera incursión que hacen en solitario. Si es que se le puede llamar así a contar con el apoyo de compañías como Toei Animation, Nitroplus Aniplex of America.

Despejados los temores y reticencias (o eso espero) que pudierais tener a ésta desconocida compañía, ahora que sabemos de la gente que la respalda económicamente, más de un exigente estará en este momento valorando muy seriamente la posibilidad de escaquear una hora y cuarenta y tres minutos de su tiempo para ver esta cinta. Pues bien, la última palabra la tiene él, pero yo ya os adelanto que cuando di el paso al frente no contaba con toda esta información, sino que tan solo había llegado a catar unas pocas imágenes de la película. Pero entonces, ¿qué fue lo que me atrajo de Rakuen Tsuihou "Expelled from Paradise"?

Para despejar esta ridícula incógnita no tenéis más que volver al primer párrafo y descubrir que es lo que tienen en común todos esos títulos. Efectivamente, chicos listos, todos los títulos que he nombrado tienen como denominador común el empleo, en mayor o menor medida, del 3D (que es como decidimos llamarle en este blog al 3DCG hace la leche de tiempo). El cual obtiene en este trabajo, no me estoy tirando a la piscina, su mayor exponente. Pero antes de meternos en valoraciones vayamos paso a paso, que si no nos sale algo demasiado similar a lo que consiguió Bones con Space Dandy.
Sí, esta imagen la pongo para levantar polémica entre la sección femenina. Pero, y a parte de eso, aprovecho también para avisar de que quién cuente con ver a esta imponente mujer, más allá de los primeros minutos de la cinta, la lleva clara XD

Una de las cosas que más me gusta de la ciencia ficción es su tendencia a experimentar con teorías (o hipótesis) que a día de hoy, por muy plausibles que sean, aún no se han demostrado. Por ejemplo, uno de los recursos más explotados en este género literario es el de los robots inteligentes y, a pesar de que ya prácticamente todos damos por hecho que esto sucederá algún día, yo aún no he visto a ninguno por la calle :P. Así pues, en este mar de ideas, lleva algún tiempo rondando por él la que tiene que ver con la evolución/futuro de la raza humana. A pesar de que no nos guste la idea, va a llegar el día (y eso quiero creer porque de lo contrario nos habremos ido todos sin remedio a freír espárragos, que tampoco sería mala idea, ojo) en el que tengamos que abandonar nuestro planeta natal para buscar un nuevo domicilio en este pozo sin fondo al que llamamos Universo.

Apartando a un lado la colonización de nuestro sistema solar, que no nos serviría de nada en caso de que el sol muriese, la idea que aquí se plantea para resolver este problema es, o bien realizar un viaje interespacial en busca del nuevo hogar, o marcharnos ya con la casa "a cuestas". Entrando en este punto el concepto de crear una estructura que nos permitiese vivir de manera virtual. Zanjando así unos cuantos problemas en lo que vendría a ser, si se me permite la comparación, una especia de Matrix futurista en la que prescindiríamos por completo de nuestro cuerpo. No obstante, esta solución también plantea preocupantes limitaciones como el hecho de que, en lo referente al espacio de memoria (informática) que se asigna a un individuo, éste vaya en función de lo útil que uno sea para la sociedad. Pudiéndose dar el caso de que una persona pierda parte de este valioso recurso, sino todo, si Deva determina que su actitud es poco productiva.

Y bueno, preguntará alguno, ¿de qué diablos nos va a servir todo ese mamotreto si no es para hacernos una idea de la novela que tienes en mente?. Pues muy sencillo, este rollo higiénico sirve para contextualizar la parte más importante de la trama de Rakuen Tsuihou "Expelled from Paradise".
Anda mira, ¡una nave espacial!

No obstante, lo que no si que no pasa desapercibido, y menos en un obra que descansa sobre el género de H.G.Wells, es el significado que tiene la segunda parte del título, que en español quedaría como "Exiliados del paraíso". Lo cual nos puede llevar a establecer una similitud con otro de los paraísos mas famosos: el que aparece en multitud de creencias religiosas. Aunque en esta ocasión, dado el juego de palabras, los indicios apunten en un primer momento hacia el lugar donde vivían Adán y Eva.


Salvando las diferencias existentes entre ambos paraísos y que iremos descubriendo más adelante, lo cierto es que este elemento le otorga al filme un toque de profundidad que no se explota completamente en la cinta, sino que se deja en manos del espectador para que sea el mismo quien saque sus propias conclusiones. En una especie de "mensaje oculto" que sin duda pasará desapercibido para una parte bastante significativa de la audiencia, quién sabe si con el fin de centrar únicamente el trabajo en los tiros y las explosiones que tan bien se venden.

Así alcanzamos el momento de saber si los recursos que tanto gustan a Gustav Michael Bay resultan tan efectivos como para que achicharres tus ojos ante la pantalla.

La historia de esta cinta arranca en una soleada playa en la cual Angela Balzac, nuestra protagonista, parece estar disfrutando de un tranquilo día de playa acostada en su tumbona. Sin embargo, como cabría esperar de tamaña situación, la trama no tarda demasiado en explotar el manido cliché del ligón de playa. 
Con este joven a su lado y dentro del campo de acción de la verborrea que éste despliega para conseguir su objetivo, la chica permanece imperturbable hasta que vemos como todo el entorno, a excepción de las personas que en el se encuentran, queda paralizado. Bajo esta circunstancia, con una pequeña distorsión que afecta a todo lo que allí se encuentra, en el cielo aparece un rectángulo negro en el que se mostrará, a todos los presentes, un mensaje de Frontier Setter. Siendo entonces, para sorpresa del donjuán, cuando Angela se levantará de la tumbona para hacer el trabajo que le corresponde como agente de seguridad. Comenzando así una tarea que la arrastrará a una misión que cambiará para siempre su forma de ver las cosas.

Como os podéis haber imaginado, por lo raro que debería quedar en el párrafo anterior eso de que todo se paralice, nuestra querida Angela Balzac no se encuentra en un mundo real, sino dentro de un mundo simulado que se conoce como Deva. Esto implica, desde un punto materialista y tal como os explicaba antes, que la chica no tiene cuerpo físico. Un pequeño detalle que está a punto de ganar importancia, ya que para cumplir con su misión deberá de desplazarse hasta el lugar del que proviene el mensaje de Frontier Setter: la Tierra. Pero no os preocupéis por nada, ya que la gente de Graphinica ha pensado en todo. Esto incluye el que Deva sea un lugar completamente automatizado y autosuficiente (no me preguntéis los pormenores), en el que incluso existe un laboratorio en el cual se puede dar vida a un clon de tu avatar virtual (basado en tu cuerpo original, claro está, al cual podrás volcar toda la información de tu ser virtual) en el tiempo récord de 35 horas.

Salvado este primer escollo, una vez asignado el equipo de apoyo que llevará consigo, entra en escena el personaje que acompañará a nuestra moza en su aventura terrestre. De nombre Zarik Kajiwara, o Dingo para los amigos, el co-protagonista de esta historia resulta ser un hombre distante con la gente proveniente de Deva y que compagina su habitual forma de ganarse la vida con el trabajo de consultor para Deva. En una actividad que no deja de estar a caballo entre la de detective y la de espía. Sin embargo, en esta ocasión el bueno de Zarik no se limitará a recabar información para este "mundo" sino que tendrá que cargar con el papel de "niñera". Como enseguida os daréis cuenta por la actitud que tiene hacia Angela.

Hechas las presentaciones y explicaciones de rigor, tras la llegada de Angela al enorme desierto en el que se han convertido los Estados unidos, ha llegado la hora de dejar que la trama fluya por su camino. Pero no sin antes hacer una pequeña puntualización que, como se suele decir... para una vez que no localizan un anime en Japón aprovechan para presentarlo todo hecho una porquería XD

Dice la leyenda que estos estados estaban tan juntitos que acabaron por escurrir toda el agua que tenían XD. Va, ahora en serio, como diría cierto personaje: "bienvenido al desierto de lo real".

Como cualquier otro trabajo, 
Rakuen Tsuihou "Expelled from Paradise" no está exenta de ciertos fallos o ZASCAS, aunque el número de estos sea muy inferior al que establece la media. Así que voy a aprovechar esta sección para juntarlos con el que para mí es el aspecto más negativo de este trabajo.

Una de las tortas más grandes que nos cuelan, sin que muchos se den cuenta, es la que tiene que ver con el laboratorio que os he comentado. Si bien la tecnología que exhibe puede hacernos soñar despiertos, el fallo garrafal que presenta a la hora de afrontar las enfermedades es sencillamente imperdonable. A no ser, claro está, que las grandes farmacéuticas se las hayan arreglado para seguir haciendo su negocio en Deva. En cuyo caso el tema quedaría completamente justificada XD

El otro fallo, o al menos yo lo considero así, tiene que ver con cierto robot que alcanza conciencia propia de sí mismo sin haber sido programado para ello. Mano divina, dirán algunos, aunque yo lo prefiero considerar como el toque fantástico de la historia. En un más que correcto intento de suavizar lo que no deja de ser una "columpiada" como dios manda por parte de los guionistas.

Por otra parte, dejando a un lado estos errores ¿perdonables?, nos encontramos con el mayor defecto que tiene el trabajo de 
Graphinica que, por mucha ciencia ficción de calidad que se gaste, por muchos efectos visuales que implemente en su trabajo y por muy elaborado que tenga su guión, si al final no consigue que los personajes establezcan cierta empatía con el espectador, uno se encuentra con un trabajo no logra rebasar la gruesa línea que separa a las obras normales de las que realmente son interesantes. Esto es una verdadera lástima, ya que, si se hubieran molestado en pulir algo más este factor, se habrían metido en el bolsillo al mismo público que se ha limitado a observar poco más que el desfile de colores que pasaba ante sus ojos.
De izquierda a derecha: Angela Balzac, un robot y Zarik Kajiwara, o Dingo, en una de sus multiples facetas.

Volviendo a la parte teológica de la cinta, recordando que su título reza "Exiliados del paraíso", podríamos pensar (desde el punto del cristianismo, claro está) que éste hace referencia a los habitantes de La Tierra. Cometiendo con ello un grabe error percepción, ya que si nos fijamos en la historia, la única exiliada del paraíso que se nos presenta es la mismísima Angela Balzac. Así pues, por lo que se puede concluir de una trama que opta por no profundizar en este aspecto, en esta ocasión nos vendríamos a encontrar precisamente ante lo contrario que se nos contaba en la Biblia. Una teoría, ésta, que se ve sumamente reforzada si nos paramos a pensar durante un momento en como funciona realmente ese "paraíso" llamado Deva.

Por otra parte, nos encontramos con la actitud (la de los humanos que aún viven en La Tierra, porque prefiero no abrir debate con lo ciegos que están los colonos de Deva) que se asemeja más a un declive de nuestra raza (similar al que tan encantadamente descubríamos en Jinrui wa Suitai Shimashita) que a otra cosa. Lo cuál viene a complementar con lo absurdo o genial (personalmente me decanto por lo primero) que resulta el hecho de que el robot con conciencia termine por cumplir con la función para la que fue programado aun a pesar de no cumplir con el requisito de llevar a un número indeterminado de humanos consigo.

Olvidada ya la posibilidad de que la película nos mostrase como la raza humana consigue asegurarse su futuro, tal y como os indicaba al comienzo de esta entrada (recordemos que Deva se asemeja más a una ballena varada que a un "arca" salvadora y que el último medio de transporte que nos quedaba zarpa con un robot por toda tripulación) va llegando el momento de echar el cierre al apartado "espiritual" de este análisis. Pero no sin antes aprovechar para mostraros, a golpe de tecla, unas últimas ideas que me quedaban en el tintero.

A estas alturas, más de uno habrá llegado a la conclusión de que estoy desvariando porque en Rakuen Tsuihou "Expelled from Paradise" no se percibe una carga tan importante como la que yo le estoy dando a este aspecto, aunque para mí la cuestión radique en si existe algo en la película que logre escapar de esto. Pues bien, sí y no. Me explico, mientras que en la doctrina cristiana el cuerpo y la alma van de la mano, en el trabajo de Graphinica nos encontramos con el cambio de lógica que plantea Deva, al poder crear un cuerpo a medida, en una especie de referencia truncada, y también rebuscada, a este concepto.

Como ya os podéis imaginar a estas alturas, mis continuas comparaciones hacen referencia a una única religión, la católica, por el simple hecho de que es la que tengo más a mano. Lo cual, como es lógico, no quiere decir que estas similitudes no se puedan establecer con otras creencias. Aquí viene lo interesante dentro de este cóctel de ideas que es Rakuen Tsuihou, porque la palabra Deva sí que tiene un significado concreto en una de las religiones más importantes de Japón: el budismo.

Para los budistas, un deva es uno de los diversos tipos de seres no humanos que comparten características como los seres más poderosos, vivir más tiempo y, en general, vivir mejor que el ser humano promedio. Desde una perspectiva humana, los devas comparten la característica de ser invisibles. Siendo su presencia únicamente posible de detectar por aquellos humanos que han abierto el ‘ojo divino’ (un poder de percepción extrasensorial por el cual uno puede ver o percibir seres de otros planos de la existencia). La mayoría de devas son capaces de construir formas ilusorias por las cuales se pueden manifestar a seres de mundos inferiores o, incluso, entre ellos mismos con el fin de comunicarse entre jerarquías superiores e inferiores. 

Otras curiosidades destacables son que no todos los devas requieren el mismo tipo de sustento que el de los humanos (quedando relegada a los tipos inferiores la necesidad comer y beber) y que son capaces tanto de cubrir grandes distancias con rapidez como de volar por el aire, a excepción de los devas inferiores, que tendrán que recurrir a ayudas mágicas tales como una carroza voladora para desempeñar esta habilidad. 
Ah, un último, pero no menos interesante, dato. Los devas viven en los reinos de los devas. ¿Qué? A que ahora ya tenéis bastante material para pensar. XD
No me preguntéis el porqué, pero las ciudades del futuro parecen  menos acogedoras que las de ahora XD

EL 3D empleado para la animación de este largometraje, aunque un poco chocante al principio, es muy notable y me recuerda a la técnica de cel shading que Gearbox puso de moda con su Borderlands. Y lo que es todavía mejor, tras unos minutos de visionado lo habrás asimilado por completo para disfrutar de la película. Sin embargo, una de las dudas que pueden surgir en este punto preciso es la que tiene que ver con la falta de empatía de los personajes porque, ¿puede ser el 3D el responsable de este fallo?
En mi opinión, esto no es responsabilidad del 3D, sino por la poca fuerza argumental que tiene el guión, como queda patente tanto a la hora de profundizar en los personajes como por los diálogos que en ellos recaen. Sí, reconozco que esta técnica de animación os puede gustar más o menos y que hay muchas otros animes que implementan el 3D de mejor manera y sin hacer experimentos con él (entiéndase con ello la referencia que acabo de hacer al cel shading). ¡Pero maldita sea!, Rakuen Tsuihou "Expelled from Paradise" le da un buen repaso a esa COSA que es APPLESEED ALPHA. Película, esta última, que desgraciadamente tendré que analizar en breve.

Por su parte, la banda sonora que acompaña al trabajo Graphinica es obra del compositor tokiota y miembro de la banda de rock alternativo Coaltar of the Deepers: Narasaki. Quién optó para la ocasión por una mezcla de temas instrumentales, orquestales y, en menor medida, electrónicos, como es el caso de este Dingo. No obstante, el grueso de esta B.S.O. recae sobre el único tema que no le pertenece a él, sino a ELISA y que lleva el título EONIAN. Tal y como lo demuestran las dos versiones que realiza el propio Narasaki de este tema [Eonian (Arise Version)Eonian (FS Remix)]. Ahora bien, tampoco os vayáis ha hacer muchas ilusiones al respecto porque a mí este apartado me pareció de lo más normalito :P


LA NOTA:

Desde el punto de vista de nuestro Sistema de Valoraciones, al trabajo de Graphinica le pesa el hecho de que sus personajes no logren establecer vínculos con el espectador, siendo este contrapeso suficiente como para arrastrarla del puesto más alto del ranking hasta la tranquilidad de nuestra B. Lo cual tampoco es algo precisamente malo, ¡oiga!

4 comentarios:

  1. Pues supongo que seria una cuestión personal el si los personajes conectan o no con el espectador. En mi caso llegaron hasta el fondo de mi corazón, realmente llore al final de la película y me parecieron personajes fascinantes en su simpleza y humanidad.
    Expelled from paradise es una historia cliche muy bien manejada desde mi perspectiva, que va a lo que va y hace uso de sus recursos audiovisuales y escritos hasta donde puede, cambiando un mayor desarrollo por profundidad en lo que le interesa.
    Si algo me dejo a malas fue de hecho que se siente corto. No hay mucho desarrollo, aunque no es que lo necesite.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues casi te diría que no veas animes de corte dramático, no vaya a ser XD

      Eliminar
  2. No pues, yo veo muchos de ese corte, son de mis favoritos jajaja Soy un espectador de impacto emocional mas que intelectual o visual.

    El si un personaje conecta con el publico es muy riesgoso de evaluar. Diferente a decir que no conectó con X gente o población, o que contigo no conecta, o que crees que no conectara por X o y razon en tu opinión (y)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenos días Karanus y gracias por mostrarme, con tu comentario, un problema que creía que no existía.

      Como ya sabrás, y si no te lo digo yo ahora, uno de los principales pilares de este blog es el de mantenerse lo más neutral posible a la hora de analizar los animes y de ahí que hagamos uso de un sistema de valoraciones tan simple como eficaz. Una pauta que se intenta mantener en todo lo que se escribe con el fin de no meterse en un berenjenal como bien puede ser el del público con el que conecta, o no, un cierto anime o personaje. Y es que, más allá de la raya que tú mismo marcas a la hora de referirte a ello, también nos podemos encontrar con casos en los que el estado sentimental del espectador juega un factor importante en esta ecuación.

      Con el fin de simplificar las cosas y no complicarme demasiado la vida, a la hora de valorar el grado de empatía que los personajes alcanzan con el espectador me suelo fijar en dos factores que, si bien pueden resultar complejos a simple vista, son bastante sencillos de entender; la construcción del personaje (donde por ejemplo meteríamos su pasado y personalidad) y la su progresión (apartado en el que tendría un gran peso el mundo en el que vive nuestro personaje y las interacciones que tiene con el). En definitiva, dos elementos “universales” que escapan de la etiqueta del público objetivo y que damos por sentado en la mayoría de animes, sin pararnos a pensar en si estos se están utilizando de la manera correcta, hasta que nos topamos con obras del calibre de Eureka Seven o Tokyo Magnitude 8.0. Por ponerte dos ejemplos pertenecientes a géneros diferentes.

      Así las cosas y si nos fijamos en el anime que nos ocupa, no debería de resultar difícil el hecho de ver que el desarrollo de los personajes que le dan vida resulta tan artificial como el mundo en el que viven. Lo cual, sin ser algo malo, viene a evidenciar el hecho de que a esta obra le falta algo por pulir o, al menos, darnos la seguridad de que estos factores no resultan tan evidentes como en las obras ya mencionadas. Que, para el caso que quiero exponer, viene a ser lo mismo.

      Eliminar