Arpeggio Of Blue Steel: Ars Nova Cadenza

jueves, 7 de julio de 2016 , 0 Comments

AÑO 3




En el día de hoy descubriremos que en su afán por superarse son capaces de llevar a otro nivel el dicho español de una de cal y otra de arena.

Arpeggio Of Blue Steel: Ars Nova Cadenza (Sanzigen, 2015, PELICULA)


"Un final inesperado para una de las historias mas frescas de la animación nipona"



No os voy a engañar, cuando comencé a ver Arpeggio Of Blue Steel: Ars Nova Cadenza lo hice envuelto en una mezcla de miedo y decepción. Y la verdad es que motivos no me faltaban para ello, como ya pudisteis comprobar en la entrada que le dedique a Arpeggio of Blue Steel: Ars Nova DCPor lo que ya os podéis ir haciendo una pequeña idea de las expectativas que tenía puestas en esta película mientras aprovecho para hacer un pequeño repaso al Staff de la misma.

Estrenada el 3 de octubre de 2015 y con una hora y 45 minutos de duración, la última película de ARPEGGIO OF BLUE STEEL -ARS NOVA- sigue manteniendo el mismo equipo de las anteriores, algo que sencillamente creía imposible despues de ver el fiasco que se marcaron con Ars Nova DC. Por lo que una vez más nos encontraremos a Seiji Kishi desempeñando el rol de director mientras que Makoto Uezu y Masato Koda se harán cargo, respectivamente, de la composición de la serie y la música de un trabajo que vuelve a depender del estudio de animación Sanzigen para su realización. Y llegados a este punto no estaría de más terminar el repaso recordándoos que el creador original de toda esta saga (porque con un anime y dos películas yo ya la considero así) es Ark Performance. 

Dicho esto y a la vista de las similitudes existentes, un servidor no puede hacer otra cosa que sentir miedo de los 95 minutos que le esperan. Pero claro, aún nos queda una similitud en el tintero: la que se nos muestra al comienzo de ambos filmes. Y es que, si no habéis hecho un esfuerzo para olvidar la película anterior a base de ron, es bastante probable que os acordéis de la escena en la que una chica se hundía en el océano. Una escena que carecía de bastante sentido en Ars Nova DC y de la que, por ironías de la vida, acabaremos descubriendo su enorme transcendencia en toda la historia en esta última película. Que otra cosa es, a mi parecer, que se dejen en el tintero la explicación de la existencia de La flota de la Niebla. Pero eso ya es otra cosa, además de un pequeño spoiler XD



Las batallas navales seguirán a la orden del día.

Como habéis podido intuir por la forma en la que cierro el último párrafo, la cinta que nos ocupa supone un buen revulsivo con respecto a Ars Nova DC. Mostrándonos desde el primer momento y para alegría de los fans, como la trama regresa a los orígenes de la serie de animación para dejarnos ante 95 minutos llenos de la acción que esta saga nunca debió de perder. De hecho y a la vista del cambio con el que nos encontramos, uno podría pensar en que los chicos de Sanzigen tomaron buena nota de las críticas y los fallos que acarreaba su anterior filme. Aun y cuando esto sea en la práctica imposible, puesto que cuando Ars Nova DC se estrena en los cines nipones esta película debía de estar, sino terminada, a punto de estarlo.

Pero, ¿qué es lo que diferencia a Ars Nova Cadenza de su predecesora para que hayan cambiado tan rápido mis sensaciones? Pues en mi opinión esto se debe a la simpleza con la que ahora se aborda la trama, dejando atrás cosas innecesarias como el consejo estudiantil o a los militares, y al papel que desempeñan los personajes. Los cuales dejan a un lado sus derroteos diarios (acordémonos del "espectáculo" que nos dieron Haruna, Kirishina y Makie en la primera película) para desempeñar un papel mas acorde a lo que veíamos a lo largo de los 12 episodios del anime y la experiencia que habían adquirido en ellos. Algo realmente elogiable, si tenemos en cuenta que estamos ante la inmediata continuación de los hechos que tenían lugar en la serie (aquí no hay saltos temporales ni rarezas por el estilo), pero que nos deja con cierto mal sabor de boca. Y me explico. Como bien debéis de saber, el toque cómico y dulce de la serie de televisión estaba centrado en el personaje de Takao. La cual se enamoraba perdidamente de nuestro protagonista para regalarnos un reguero de escenas humorísticas haya por donde pasase. Un rasgo de su personalidad que se conservaba en Ars Nova DC, incluso a pesar de su menor cuota de pantalla, y que ahora desaparece por completo para mostrarnos un semblante mucho más serio. 

En esta ocasión Takao no nos arrancará ninguna sonrisa. 

No obstante, y si Takao es el ejemplo más evidente de la seriedad que inunda ahora la trama, no es la única que sufre de la misma, pues su propia compañera, Hyuuga, abandona de la noche a la mañana su locura por Iona. Y lo mismo se podría decir, en mayor o menor medida, del resto de personajes que vemos en pantalla. Aunque como os podéis imaginar en ninguno de ellos quedará tan mal esta faceta como en el caso de Takao y Hyuuga. Una verdadera lástima para todos aquellos que, como es el caso de quién escribe esta líneas, supimos apreciar en su momento la nota humorística que estas dos chicas le conferían a la trama de manera inocua. Aunque si pensáis que esto es para meter entre muela y muela a algún director la llevaréis clara, ya que a los chicos de Sanzigen no se les pudo ocurrir mejor idea que regresar a Kongo a primera línea para disfrazar esta carencia.

Si bien el regreso de Kongo es una de las sorpresas más deliciosas de esta última película, no será la única que nos encontremos en una trama cuya única finalidad es la de cerrar esta historia. De tal manera que, mientras conocemos los pormenores que dan lugar a la guerra interminable contra La flota de la Niebla y ponemos rostro a quién es quién de esta trama (cosa que por un momento se hace un tanto complicado por culpa de esa manía nipona de contradecirse en sus argumentos), el filme nos va contando, de una manera sencilla y cercana, todo lo necesario para entender los entresijos de Arpeggio Of Blue Steel: Ars nova y con ello el argumento mismo de la trama. Por lo que podemos decir, sin miedo a equivocarnos, que Cadenza cumple de manera sobrada con su objetivo, al explicarnos con todo lujo de detalle lo que Ars Nova DC había quedado descolocado y cerrar de una manera sumamente satisfactoria la historia que comenzaba en el año 2013 con aquel anime de doce episodios.


Tanta alegría me da que pensar, la verdad XD 

Lo cual no quiere decir que la trama de Arpeggio Of Blue Steel: Ars Nova Cadenza sea perfecta, ni mucho menos, ya que por lo que a mí respecta sigo teniendo una espina clavada con esa decisión de no decir nada que pueda dar una explicación a la existencia de La flota de la Niebla. ¿Acaso les costaba tanto hacer una referencia a ello entre cada mirada al pasado? Pero en fin, volvamos a dónde lo habíamos dejado antes de que me caliente y empiece a enviar emails a cierto estudio de animación. Porque lo cierto es que la cosa tampoco es para tanto (hay que ver, nunca me imaginé llegar a decir esto después de pasar por Ars Nova DC) XD

Y si Kongo era una de las sorpresas de esta cinta el resto se complementa con el consejo estudiantil que conocíamos en la fatídica Ars Nova DC y con el verdadero final de esta película. La primera porque, de la repelencia que nos ocasionaba el consejo estudiantil en Ars Nova DC, pasamos a una presentación y una forma de actuar completamente diferente. Obviando el discurso de turno y la fanfarria que le acompañaba anteriormente para dejarnos ante un escenario en el que, ahora sí, las chicas actúan más como se supone que tiene que actuar el frío y calculador enemigo de esta historia y menos como una copia barata que buscaba el hecho de incorporar con calzador este colegial elemento a una trama a la que no le hacia ninguna falta. Y en cuanto a la segunda por el simple hecho de que el final que vemos no es el verdadero final. Como ya habrá descubierto todo aquel que no haya sido una ansias y se haya esperado al final de los créditos para ver las escenas extra. Eso sí, por mi parte no esperéis que haga mayor fiesta que esta para un cierre que no deja de ser otro cliché más dentro de la animación nipona. Por favor, qué cruz con esta gente XD.

Metiéndonos ya en los apartados técnicos, cabe decir que el filme sigue mostrando, en la practica totalidad de su metraje, la misma animación 3D que nos sorprendía en la serie de televisión. Y es que, a excepción de las pocas escenas en las que se recurre al dibujo tradicional, ésta sigue siendo una obra que se cimienta sobre el 3D. Lo cual, por otra parte, no deja de ser de agradecer. Y más cuando, al echar la vista atrás, vemos cómo los chicos de Sanzigen han sabido conservar la calidad de su trabajo a lo largo de toda la saga.

Y mientras la animación luce tan bien, la banda sonora vuelve a recurrir a un compás similar al que escuchábamos a lo largo de Ars Nova DC. Haciendo por tanto un uso de este recurso que, siendo acorde al medio en el que se mueve (recordemos que estamos ante una película), sigue quedando bastante atrás en lo que a las expectativas del espectador se refiere. Y es que, por mucho que le fastidie a alguno, el tema de nano feat. MY FIRST STORY sigue siendo un hueso al que no se quiso enfrentar el señorito Masato Koda a la hora de realizar la selección musical. Una lastima, la verdad, porque en esta película sí que quedaba bien un tema potente que rompiera con esa monotonía de corte instrumental que la terminó acompañando. Que no es una mala banda sonora la que tiene, ojo. Tan solo digo que, tal y como acertaron a la hora de elegir temas que no desentonasen con la situación que se mira en pantalla, también podían haber subido la apuesta y brindarnos alguna canción que quedase grabada en nuestro cerebro como lo hizo el opening del anime.


Algunas de las escenas que nos deja la película son dignas de enmarcar. Además, claro está, de meterlas en ese saco de la animación experimental que tanto gusta nombrar a algunos XD


LA NOTA:

Por si no había quedado lo suficientemente claro, Ars Nova Cadenza recupera lo mejor de la serie de televisión para dejarnos ante una buena dosis de acción justo cuando menos me lo esperaba. Y es que creo que no podré olvidarme nunca de ese fiasco llamado Ars Nova DC. Una primera película que nunca debió de salir a la luz como tal, sino que en su lugar lo más sensato habría sido realizar una OVA que, a fin de cuentas, sirviese de enlace para Ars Nova Cadenza. Condensando para ello lo más interesante de sus escenas nuevas para, acto seguido, darles coherencia argumental. A fin de cuentas la serie de televisión no tenía tanto tiempo como para tener que hacerle un resumen.

No obstante, este regreso del buen saber hacer que, al fin y al cabo, era lo que diferenciaba a Arpeggio Of Blue Steel: Ars Nova, nos deja el pequeño resquicio de la seriedad que os comentaba antes en unos personajes que, sin embargo, resultan de lo más creíbles. Quedando por tanto emplazados mis dos únicos reproches en que no se haya explicado la presencia de La flota de la Niebla en esta historia y en que, al final, se haya optado por dejar de un lado los sentimientos de Takao en vez de desarrollar la posible relación que esta podía llegar a tener con Gunzo. Una verdadera lástima, la verdad, tanto las risas que más nos iba a brindar esto último como por lo bien que le iban a venir ambas cosas a la historia.

Y así llegamos hoy al final de esta buena película. Momento para frotar los ojos (o las gafas, según sea el caso) y sentarse correctamente para no llevarse ningún sobresalto con la B y el sello de RECOMENDABLE que le endoso muy felizmente a la obra de Sanzigen por haber sabido condensar lo interesante de la historia y ofrecérnoslo sin altibajos de ningún tipo durante la hora y cuarenta y cinco minutos que dura Arpeggio Of Blue Steel: Ars Nova Cadenza.


No te pongas así chica, que ya sabías que esto tenía que acabar en algún momento XD

0 comentarios: