Kamisama no Inai Nichiyoubi

jueves, 25 de septiembre de 2014 , 0 Comments

AÑO 1



Esta semana los ateos ‘se lo pasarán pipa’ con...

Kamisama no Inai Nichiyoubi (Yuji KumazawaMadhouse2013, 12 CAPS)


También conocida por su título en inglés ‘Sunday Without God’, nos ofrece un argumento muy interesante, tanto como el gran elenco de series que se han tratado en este estudio desde su fundación en 1972. Sí, tienen la experiencia de la vieja escuela, pero están al cargo de éxitos recientes como Death Note. También hay que recordar otras series/OVAs bastante conocidas como Chobits, Trigun, Ninja Scroll, Gungrave, Vampire Hunter

Bien, tenemos a Madhouse con buena experiencia para tratar un argumento la mar de interesante y que fue lo que me llamó la atención para verlo. Parece que a Dios, en su infinita omnisciencia se le olvidó calcular el espacio de la ‘discoteca celeste’ o, traduciéndolo para que lo entendamos todos, llenó el cupo de almas que podrían coger en el cielo y en el infierno. Así y de esta manera, nadie podrá morir ni nacer a partir del día en el que lo comunica. Sorprendentemente, no se metieron en el debate filosófico que esto acarrearía, como si los bebés en el vientre materno tienen alma o no. Quizás pensaron que podría salirles mal. Craso error. Las buenas obras literarias se hacen para generar debate.

Hasta aquí parece que la base tiene una pinta estupenda, a pesar que la serie sólo trate de un único estilo narrativo como es la fantasía. En otros animes, se mezclan otros géneros (acción, terror, comedia, romance, drama...) para ampliar el nicho de espectadores y conseguir más audiencia, con su consecuente dinero, claro está. Casi no veremos escenas de acción y la sangre estará muy relegada a un plano final en dónde no se mostrará a menos que sea estrictamente necesario. Meterse en un único género puede acarrear ciertos problemas por la falta de diversificación. Si hay alguien a quien no le guste la fantasía, mejor que no la vea, prácticamente no habrá nada más.
-Ésta es la protagonista, Ai-

El mayor problema de esta carencia de estilos es simple: si no se hace muy bien, no tendrá éxito o aún peor, no llamará la atención. La base argumental hace de gancho, lo hace muy bien, pero peca de lo comúnmente conocido como ‘síndrome de la mujer engañosamente bonita’ o, como denomino a una variante de la misma, el ‘síndrome Lost’. Y en los siguientes párrafos explicaré el porqué.

El guión, algo básico en cualquier historia, es tratado aquí de una forma poco usual. La serie, de 12 episodios, bien se podría dividir en tres partes, pero no me refiero a las típicas ‘presentación, nudo y desenlace’ de cualquier relato. Aquí tenemos tres historias bien diferenciadas con un nexo común en nuestra protagonista. Estas tres historias son interesantes, pero cortas de por sí, con un desarrollo sencillo y sin muchas explicaciones. Por eso lo del 'síndrome Lost', venden humo y de tanto que hay no nos muestran todo lo que deberían. El guión no es capaz de profundizar en los personajes, en la historia o en la trama. Quizás fuese por la falta de episodios, Madhouse no se complicó la vida y tiró por lo sencillo: una temporada pequeña de 12 episodios, sin concentrar acontecimientos.

El personaje principal es una chica llamada Ai y es una sepulturera. Parece que cuando una persona ‘muere’ tras el abandono de Dios, ésta pasa a un estado nuevo llamado ‘no-muerto’ (no confundir con zombies) y poco a poco su cuerpo se va deteriorando hasta un nivel que puede causar un peligro para la sociedad. Para evitar esto, aparece la figura del sepulturero, cuyo poder es dar descanso a esas personas enterrándolos. No os devanéis los sesos, que no explican cómo hacen para dar descanso al alma del cuerpo.
Hablar un poco más del guión sería destriparlo, básicamente por la estructura anteriormente mencionada. Sólo indicar que Ai, tras un hecho de gran importancia en los primeros episodios, decide salvar el mundo, porque sí. Nadie soltó en aquel momento 'no hay huevos', así que no hay explicación plausible. Si alguien todavía no lo entendió, lo aclaro. Esta serie tiene un pequeño gran problema llamado falta de coherencia. Los personajes actúan porque sí, sin ninguna lógica. Aunque lo peor será ver que en capítulos siguientes, esta actitud inicial parece no cambiar. No obstante, como dice Murphy, todo puede ir a peor. Tendremos gañanadas al estilo ‘Coppelion’ para nuestro disfrute. Relato unas pocas:

> Coger una furgoneta y no ver a alguien en los asientos de atrás o, utilizando la misma escena, circular por un camino pedregoso y que parezca tan liso una autopista. No sé cómo serán en Japón, pero si te metes en España en un camino no asfaltado, encuentras baches y piedras cada pocos metros. Puedes comprar una suspensión Bose para evitarlo o puedes hacer al revés de Ace Ventura.
> Que haya una explosión en un edificio y sólo se enteran cuatro personas a poquísimos metros dentro de la misma estancia, pero nadie más de los que viven en dicho edificio. Indicar que la explosión abrió un boquete de varios metros en el suelo.
> Utilizar una pistola Colt M1911 con un cargador de tamaño normal y capacidad ‘extra grande’ de 15 balas en una escena sin cortar, a sabiendas que dicha arma con ese cargador sólo guarda un máximo de 7. Si sumamos los siguientes disparos en dónde no se ve si recarga, el total asciende a 20. Vamos, igualito que Rambo.
> Que un personaje diga que es imposible salir de una zona determinada, pero en un episodio posterior comentar que fulano, mengano o zutano (a escoger nombre) pudo salir y volver a entrar sin problemas.
Comportamiento de una localidad entera de una manera irracional teniendo en cuenta sus conocimientos aprendidos hasta el momento. Por poner un ejemplo que se me ocurre: nos imaginamos a un aborigen de la selva amazónica; con su arco, sus flechas y sus hijos. Nunca ha visto a nadie que no sea de su tribu o de las tribus vecinas. Bien, un día mientras salía a cazar, se encuentra con lo que el primer mundo identifica como un helicóptero. Teóricamente, el aborigen no sabría lo que es, pero en este caso solo por verlo conoce que sirve para volar y cómo pilotarlo.
-Bayonetta era profesora de colegio antes de matar ángeles XD-

¿Tenéis ganas de más? Pues hay más. Sí, personajes planos como el encefalograma de algún político. Son insulsos, con reacciones poco lógicas y muy esquematizados. No enganchan, no nos identificaremos con ellos. Quizás Ulla, Dee o Ai puedan llegar a un nivel básico de profundidad, pero el resto… Y es por eso que no los nombro como en anteriores análisis. No merece la pena.

Lo que sí está bien, es el entorno gráfico. El dibujo tiene un excelente gusto, con buenos colores, grandes reflejos o brillos, unas sombras acordes con cada situación. Me ha gustado de sobremanera el movimiento de planos (el primero contra los secundarios), el enfoque y las animaciones por ordenador (muy logradas). Se nota que Madhouse ha trabajado muy bien este aspecto. No obstante, no es el único.

¿Es que hay algo más que merece la pena?

Efectivamente, hay algo más. El sonido. Claro y envolvente, además de emotivo gracias a varios temas instrumentales. Se oirán detalles de fondo como el movimiento de las ropas al caminar, el sonido del motor del coche mientras conducen, del viento mientras caminan… No hay queja por mi parte, lo han hecho bien aunque el estilo de música no sea de mi agrado, pero al César lo que es del César, la música ambienta de manera acertada todas las escenas, sobre todo las finales con un tema ideal para el ending.



LA NOTA:

Desde luego en Madhouse se han dormido con ciertos aspectos cruciales y fundamentales como es el guión y el tratamiento de los personajes. ¿Puede ser culpa del trato en el manga? Quizás, pero eso no quita para intentar darle un punto de cordura a toda la historia. Me esperaba más, muchísimo más de este trabajo teniendo una base tan original. Se queda en una F.



Incluída en el Blu-Ray que salió a la venta en febrero de este mismo año, no añadirá más historia tras el final de la serie. Será básicamente un recopilatorio de recuerdos o memorias de los personajes, ya que así se indica en el título. Agruparán tres mini-episodios de 6-7 minutos cada uno con situaciones o recuerdos de los personajes de la serie. Se pueden resumir en dos apartados:

> En el primer mini-episodio se relatará una situación entre el episodio 9 y el 10. Se puede resumir con una sola palabra: fanservice. Hay para repartir, chicos y chicas tendrán su parte de carnada. ¿Habéis visto un espectro quitarse la ropa? Iker Jiménez no tiene ningún caso archivado, pero por absurdo que parezca, en esta OVA aparece dicha situación.
> En los siguientes se relatarán dos situaciones o recuerdos de personajes antes de empezar la serie y dejarán más dudas que cuestiones resueltas. Y más fanservice al final.
En el apartado técnico, el dibujo será el mismo, con sus grandes animaciones, al igual que el sonido, la música y los opening/ending. Además, para no desvariar, tendremos nuestra ración de incoherencia.

Me he cansado. ¡Señores de Madhouse! Por favor, explíquenme cómo un personaje puede resolver una duda acerca de qué son las aguas termales y minuto y medio después (cronometrado) diga tan alegremente ‘¿Así que esto es lo que llaman aguas termales?’. Y no es un problema de traducción del fansub. En varios fansub de diferentes países ocurre exactamente igual. ¡Hala! Ya me he desahogado.
-Como buen fanservice, veremos pezoncillos por doquier-

LA NOTA:

Y colorín colorado, el análisis hemos terminado. No hay más porque no se puede sacar más, al igual que el medio limón seco que tenemos todos en la nevera. Se queda igual que estaba la serie, en un F.



Vaya, parece que el texto es bastante cortito. Pues nada, ahí os va un...



BONUS

"La OPINIÓN de Jorge García"



Tras leer el análisis de los 12 capítulos de este anime y no haber coincidido en la valoración que DR Ferro le da me veo cuasi obligado a rebatirla, aunque ya os aviso que para ello tendré que revelar partes de la misma trama. Por lo que ya quedáis bien avisados de los spoilers que vienen a continuación. Así pues pasemos al cortar el bacalao XD



Y para empezar creo que sería adecuado dar unas cuantas pinceladas sobre los pilares en los que se cimienta el anime con el fin de que os enteréis ligeramente de que va el asunto. Algo que bien podría haber hecho DR Ferro de no ser por la huelga que hizo ese día XD

Kamisama no Inai Nichiyoubi es, primeramente, una serie de corte religioso. Las continuas referencias al tema religioso (la protagonista vive en una iglesia, cruz invertida en la que atan a cierto e importante personaje de pelo blanco...) y la siempre omnipotente figura de la muerte son parte de los ejemplos que demuestran esta teoría, pero no todos. Y es que la trama nos presenta un "dios". Por lo que nos sitúa ante una religión monoteísta y nos va dejando suficientes pistas por el camino (busque usted entre los capítulos la curiosa versión que aparece de la torre babel) como para pensar en que esta no es otra que la religión cristiana.


Y ya que sacamos a relucir a esta famosa torre, de la que Dios se libraba según recuerdo sembrando el caos entre sus trabajadores por medio de los diferentes idiomas (la religión, como siempre, ayudándonos), aprovechemos la ocasión para indicar que el anime la implementa como eje principal del odio existente entre vivos y "no muertos".


¿Querías caos?, pues toma siete tazas XD

Un conflicto que es aprovechado en todo momento para mostrarnos la dura decisión que supone pasar página para las personas que pierden a un ser querido. Y el primer ejemplo de lo que estoy hablando lo descubrimos al poco de comenzar la serie por medio de Julie. Como podéis ver, en esta ocasión el sombrío tema de la muerte es empleado para darle mayor profundidad a la trama de un anime que es precisamente lo contrario, en cuanto a la utilización del color y la iluminación se refiere.

Esta imagen viene a colación del punto tres que aparece más abajo.


Otro factor que resulta cuanto menos curioso es el de ver como alguno de esos seres llamados cuidatumbas se pueden llegar a humanizar. Obviando con ello la tarea que se les fue encomendada. Lo que nos puede llevar a pensar en un resultado mucho más suave que el que obtiene la figura del ángel caído en la religión cristiana.



Pero lo que más me ha agradado/sorprendido es el ver en otro anime fantástico (si seguís leyendo ya sabréis a cual me estoy refiriendo) el concepto de "mundo decadente". Y si, es cierto que no tengo mucho bagaje en este género dentro de la animación (que no en el de la literatura), pero la verdad es que me resulta curioso esta coincidencia.



Y como aquí no voy a escribirlo yo todo, os dejo dos cuestiones para que os devaneis los sesos y tengáis algo de lo que escribir en los comentarios XD



1. Resulta bastante curioso comprobar como el reloj del capitulo 7 suena a las 9:15 horas de la mañana. Y más si se os da por invertir la hora y poner la fecha de vuestro almanaque a día 11 de Marzo de 2011.


2. ¿Es posible que Japón le deba mucho a Francia?. Lo pregunto porque os encontráis ante un anime que esta semi-localizado en la tierra de la revolución.

3.¿Cual es, según lo visto en Kamisama no Inai Nichiyoubi, el truco para conseguir la vida eterna?.
Como habéis podido comprobar en su análisis, DR ferro se toma la libertad de decir "llenó el cupo de almas que podrían coger en el cielo y en el infierno". Y digo que se la tomó porque en la trama no hace referencia en ningún momento a estos dos lugares. Siendo la única explicación al respecto, y explicada de manera sencilla, la de que "dios" cometió un error de calculo al crear el "otro mundo" por lo que este se ha llenado y ahora la gente ya no puede morir como antaño, sino que se queda en la Tierra. Explicación esta que toma un cariz más dramático al ver como por culpa de este fallo nuestro planeta se ha convertido en un capitulo de Walking Dead sin tanta hambre de cerebros.

Para paliar en parte esta situación (que tanto muerto viviente en la ciudad no queda bien, por mucho que a Michael Jackson le pareciese bonito) "dios" envía a la Tierra a los Sepultureros, una especie de ángeles que se asemejan más a robots en cuanto a su comportamiento y que serán los encargados de lograr que los muertos se queden realmente muertos al enterrarlos con su pala especial.



El segundo punto de choque en el que se mete mi compañero es el que tiene que ver con "la falta de diversificación". Pues bien, a este respecto solo voy a responder con un anime que, y aunque en su día encaje dentro del nicho de la ciencia ficción, también cuenta con mucha fantasia; Jinrui wa Suitai Shimashita. Y es que Kamisama no Inai Nichiyoubi no solo está encuadrado dentro de la fantasía, sino que según la señora wikipedia también lo está dentro del misterio.



Y por último, detengámonos un momento en la falta de coherencia que DR ferro le encuentra a la serie para devolvérsela con tan solo rebatir un único punto. Porque lo cierto es que Ai se pone la meta de salvar el mundo a consecuencia de lo sucedido en el primer episodio, e influenciada en todo momento por el sueño que tenía su madre. Lo que me lleva a pensar en que hemos visto una serie diferente, ya que se puede aplicar un motivo a todo lo que hacen los humanos que aparecen en el anime. ¡Incluido los suicidas! (véase el capítulo de Ortus)




EL GRAN MISTERIO.

"Aquel que no pertenezca a la clase 3, sección 4 una vez entre a este lugar jamas podrá salir al menos hasta que todo se resuelva" (capitulo 10, versículo minuto 7)

Esto es lo que reza el bueno de Alis Color antes de introducirnos en su mundo (y nunca mejor dicho) con el fin de destruirlo para salvar a la gente que lo habita. Pero, y lejos de desgranar el final de Kamisama no Inai Nichiyoubidetengámonos un momento para centrarnos en el personaje de Dee. Y es que, en un mundo donde los muertos y los vivos pueden campar a sus anchas (a no ser que se entierre a estos últimos, que entonces mas bien acampan) ¿como se puede explicar la existencia de un fantasma?. ¿No será que se les ha dado por ponerse melancólicos a los de Madhouse y decidieron arrasar con las existencias de sake del primer bar que encontraron, verdad?.
Pues no chicos, resulta que el único modo de salir de este mundo es dejando a todas las personas (vivas, porque los muertos no pueden entrar. Ya sabéis, normas de la casa de la sidra). Las cuales vienen a hacer un papel parecido a los de los observadores de Fringe impidiendo que el mundo desaparezca. Por ese motivo Dee, a elección propia por la simpatía que siente hacia ese mundo, aparece en el mundo real como un fantasma. Y si bien este motivo queda bien resuelto no lo queda tanto el hecho que la lleva a alcanzar su conclusión acerca de los acontecimientos que tuvieron lugar ese 28 de Julio. Pero en fin, supongo que ese es precisamente el menor de los problemas para una serie en la que tanto ángeles, vivos y muertos gozan de libre albedrío.

0 comentarios: