Excel Saga

jueves, 17 de abril de 2014 , 1 Comments

AÑO 1



Koshi Rikudo, concede la autorización para adaptar en serie B (o no se ve) a...

> Excel Saga (Shinichi Watanabe, J.C.Staff, 1999, 26 CAPS)

Se que a nadie le gusta probar cosas desagradables, más aún si hay que hacerlas a la fuerza. ¿Cuántos relojes se habrán perdido de manos de veterinarios en los culos de las vacas? He aquí uno de ellos. Y bien enterrado que se quedó.

Adaptada del manga de igual nombreExcel Saga fue creada en 1999 por Shinichi Watanabe (no confundir con Shinichiro Watanabe, director de Cowboy Bebop), quién se tomó ciertas licencias como la inclusión de algunos personajes diferentes al del manga (como el propio director o el de Pedro, un sudamericano que trabaja en Japón). Comento esto porque si te esperabas algo calcado al manga, mejor olvídate.
-No entiendo nada-

¡ATENCIÓN! Ya aviso en este punto a futuros espectadores de este anime del pasado siglo: te gustará o no la acabarás. Si la acabas y no te gusta es que eres un masoquista o tienes que hacer una reseña como yo, que la terminé tras varios intentos fallidos en el pasado.

Para evitar malos entendidos sobre el párrafo anterior, me explico. Excel Saga es una serie de animación experimental con mucho humor absurdo y con gags continuos hasta llegar a la saturación. Habrá gente a la que no le guste dicho humor y, por lo tanto, ya podéis olvidados de esta serie. No obstante, os puede gustar, como a mí, dicho humor e intentar verla, pero eso no garantiza que guste. Para comprobar si te gusta el humor absurdo, tengo un test infalible, sólo hay que comprobar la respuesta a esta pregunta: ¿te depilas? Si te hace gracia, aunque sea mínima, puedes intentarlo. Si no lo entiendes, mejor olvídate del test y de la serie.

Tras esta explicación y advertencia serias, continuamos con la reseña. El guión es un cliché que aparece en innumerables series, películas, libros, etcétera: una organización secreta planea conquistar el Universo, pasando antes por la galaxia, el planeta, la nación y primero por la ciudad F (así llamada en el anime). Si alguno de vosotros llegó a ver algo de Keroro Gunsou, os sonará esta base y ya desarrollo, porque parte de la trama va siguiendo el mismo camino.
-¡Oh! Parece que a alguien se le cayó un guión aquí-

No obstante, las dos series son diferentes. Para mostrar la diferencia pongamos, por ejemplo, dos platos de comida: una lasaña de carne y unos ravioli de ostras con crema de espárragos. Los dos son platos de pasta, pero el acompañante es diferente y en ese detalle en concreto es dónde cambian: en la cantidad y en cómo ligan con la base. He aquí la clave.

En Excel Saga, los gags y el absurdo ganan por goleada, tanto que hacen perder la sensación de una base argumental, hundiéndose esta última en un océano de sátiras seguidas y, a veces, inconexas. Pero no todo son malas noticias. La serie cuenta con historias secundarias, algunas de las cuales son mejores que la principal. Y por último, para terminar de hundir el guión, hacen dos capítulos resumen, por no hablar de un último episodio "sin censura", tras el final de la serie, en dónde la sangre, el sexo y la pedofilia (sí, pedofilia) son más explícitas que nunca. Si me llegan a poner una pistola en la cabeza y tuviera que escoger un episodio, me quedaría con el 24, en el cuál eliminan los gags, pero no el absurdo que caracteriza Excel Saga; para mí es el mejor de la serie.
-Que me expliquen por qué envían desde Japón a sudamérica billetes de 1000 pesetas españolas-

Y en este mar se encuentran nadando, como las piedras, los personajes de la serie:

> La protagonista es Excel, una chica alocada miembro de la organización secreta ACROSS, seguidora acérrima y obsesión aburrida desde el minuto 1 hacia su líder...
> Il Palazzo, perdón, su excelencia Il Palazzo. Un líder vago que planea conquistar el mundo, aunque al final de la serie (seguramente por falta de ideas) se vuelve megalómano.
> Ayudando a Excel, tenemos a Hyatt, una enfermiza y débil muchacha que tiene por costumbre morirse sola. No es como Kenny en South Park. Kenny tiene gracia, Hyatt no.
Y hasta aquí los protagonistas o, por lo menos, lo que entiendo como protagonistas. El resto de personajes no tiene una aparición a destacar o es intermitente. En bastantes episodios el grupo del Departamento de Seguridad Ciudadana deja de aparecer, por no hablar de Pedro o Menchi, la comida de emergencia. Para mí, esto lo digo como opinión personal, quién me hizo más "gracia" en toda la serie fue Nabeshin, el personaje "basado" en el director del anime y que es una mezcla entre éste y Lupin III (físicamente hablando).
-He aquí la valvulina de la tapa de la trócola que hace que trompetee en el baño-

Cada uno de los personajes sigue una ficha estricta, con unas características constantes en cada uno de los episodios. Esto es así hasta el capítulo 22. A partir de este punto, algunos cambian de manera abrupta, sorprendiendo no para bien. Lo que tendría que ser una evolución constante a lo largo de la serie, se convierte en un cambio radical que trastoca el poco sentido argumental que tenía.

Cambiando de tercio, paso a hablar del dibujo. Aquí sí que se nota una evolución constante, episodio tras episodio, que se nota también en otros animes. Empezamos en el capítulo nº 1 con un dibujo detallado, bien sombreado y delineado, vamos, lo que se dice un buen dibujo. Y acabamos con colores más simples, sin tanto sombreado ni detalle en escenarios ni personajes. Lo que se define vulgarmente como decadencia. Dejo claro que el dibujo no es el punto fuerte de la serie.
-¡Cómo no! Tendremos cutre 3D-

Pasamos a la música. Prácticamente igual que en Golden Boy, los temas son instrumentales, de relleno para escenas y suelen usar las mismas pistas para según que ambientes. Lo cual se hace tan repetitivo y se nota tanto que, pasados unos pocos episodios, se acaba la poca gracia que pudieran añadir al momento. Eso sí, escuchando las primeras notas de cada tema, sabremos qué tipo de escena viene a continuación; la marca de identidad es patente.

Antes de fusilar la serie indicando la nota, me gustaría hacer un hincapié en un detalle que se pasó por una de las cabezas pensantes de este blog. ¿Es Kill me baby la respuesta a un anime como Excel Saga? Recordemos que Kill me baby también fue obra de J.C.Staff. Para mí, esto lo digo como opinión personal, es una continuación ya corregida de la más antigua. No tiene ese tufillo a saturación y el absurdo está más controlado.
-Éste es mi zapato para da la nota en los animes-

LA NOTA:

Las series y las películas se clasifican de manera grupal. Existen: comedias, dramas, de acción, de aventura, de terror... Todas tienen su elemento y con él compiten, pero Excel Saga lo quiere hacer en la misma liga que el whisky sin alcohol. Una comedia tiene de hacer gracia, no queda otra y ésta, lamentablemente, la perdió tras el primer opening. Si por mí fuera, enterraría todos los vídeos junto a los cartuchos Atari de ET bajo el vertedero de Alamogordo. Se merece una G.




-BONUS-
"LA COLUMNA DE OPINIÓN por Jorge García"

Dadas las alusiones que hace DR Ferro en esta entrada hacia mi persona, y como fundador y responsable de contenidos del blog, me veo en la obligación de escribir estas líneas con el único fin de echar un poco de luz sobre el asunto.

-Disculpe caballero, ¿es aquí donde empieza el mamoneo y los mamporros?

Y es que, hasta el día de hoy, solo me acuerdo de haberle obligado a hacer un análisis a la fuerza. Así que no se a que viene tanta queja. Y menos aún la historia de los intentos fallidos de ver Excel Saga. Aquí un servidor se la vio del tirón y sin problemas. Lo cual no quita que este completamente de acuerdo con su crítica, aunque no tanto con la nota. Y me explico.
A poco que os fijéis, os daréis cuenta de que la G que recibe Excel Saga la sitúa por debajo de Muv-Luv Alternative "Total Eclipse" o incluso de Kiss Dum: Engage Planet. Un anime que, bajo mi punto de vista, es aún peor que el primero y mil veces más malo que la serie hoy analizada. Pero la cosa no acaba aquí, porque si os pensáis que esto es lo peor que os vais a encontrar en la industria de la animación nipona la lleváis clara. Y más cuando tengo tantas balas en la recámara.


-Hola Neo Ranga! Te presento a DR Ferro. Seguro que os lo vais a pasar pipa juntos XDDD

Por cierto, que tampoco le hagáis mucho caso al test que os propone DR Ferro. Pues aquí un servidor lo superó sin problemas y no por ello el anime deja de ser un truño sideral XD
Con lo de una de las cabezas pensantes del blog se debe referir a esto :P

-¡Huy, que ya creo intuir porque Paloma Fabado no se anima a realizar ningún análisis! XD

Para quién no lo sepa, Excel Saga supone, cronológicamente hablando, el décimo trabajo que la gente de J.C.Staff realizaba por aquel lejano 1999 para la televisión. Por suerte para nosotros, estos primeros pasos en el género de la comedia fueron evolucionando hasta realizar obras como Zero no Tsukaima, la ya comentada Kill Me BabyKaichou wa Maid-sama. Y si, también es cierto que la técnica de 3D empleada en Excel Saga es cutre-del-bueno pero, ¿que podíamos esperar de una tecnica que aun estaba en pañales en 1999?, ¿y en 2012?

Por último tan solo me queda despejar el misterio que se plantea en la cuarta imagen de esta entrada. ¿A nadie le suena el desvió de capitales? XD

1 comentario:

  1. Buena reseña.
    Te dejo la mia:
    http://ivanimemanga.blogspot.com.ar/2016/08/excel-saga.html

    ResponderEliminar