Imouto Sae Ireba Ii

jueves, 8 de diciembre de 2022 , 0 Comments

AÑO 9



Esta semana alguno le dará al incesto con…


>Imouto sae Ireba Ii (Silver Link, 2017, 12 CAPS)


Tras un breve descanso, vuelvo a la rutina de análisis de series. En efecto, me he tomado un descanso de varios meses. No por nada en especial, sino porque uno debe cambiar de aires para poder tomar la rutina con otra cara, con más ganas y sin malos rollos de por medio. No estoy mal, tranquilos todos, hago esto por salud mental, de la misma manera que llevo al coche al taller para mantenimientos preventivos, como cambiar aceites y filtros cuando toca y no después de que aparezcan problemas. Os lo recomiendo, rotar un poco de hábitos hace que la rutina desaparezca.

Han sido unos meses donde mi cabeza se ha puesto un poco en orden, viendo cómo los días avanzan, la vida se consume y aparecen cosas nuevas, como un Dragon Quest XI a precio rebajado que me agencié para disfrutarlo a lo largo de tres meses. Luego que si los juegos son caros. Que sí, que lo son, pero semejantes joyas merecen la pena, más si están a un precio atractivo.

De todas formas, centrándome en lo que de verdad importa ahora, para esta ocasión he escogido un anime que une un poco de todo de aquello que me gusta. No quiero anticipar nada, eso ya lo comentaré más adelante , pero me resultó curioso la mezcolanza de géneros que ha salido de aquí. Justo ahora acabo de terminar de ver el primer episodio, por lo que no puedo deciros mucho más aunque quisiera y solo estoy alargando la espera por tocar un poco la moral.

Bueno… qué tal lleváis la semana. Aunque no me veáis, estoy viendo el reloj a ver cómo pasa el tiempo, pero me acabo de dar cuenta que, si no escribo, se os pasa más rápido porque no leéis. Sin embargo, como tengo ahora el mojón curioso, prefiero apurar un poco y terminar esta introducción antes de que me… ¡mierda!


>Sinopsis

Itsuki Hashima es un joven escritor de novelas ligeras. Bueno, el chaval parece que tiene talento, ya que al menos su editor no lo ha mandado a paseo. No obstante, por su cabeza solo pasan ideas un tanto degeneradas, más si cabe si tenemos en cuenta uno de los clichés típicos de las series niponas: las hermanitas. Sí, de ahí viene lo del incesto del comienzo.

El joven Itsuki está obsesionado con ello. Por fortuna, él no tiene hermanas pequeñas y seguro que dios hizo todo lo posible para que no las tuviera porque a saber qué narices haría. Lo que tiene es un hermano menor que, por alguna razón, le hace la comida. Bonito esclavo.

-Y es capaz de curvar el espacio tiempo para taparse las tetas-

A parte de los detalles nimios de ser un inútil y no poder sobrevivir solo, ya que tienen que prepararle el "papeo", tiene otras cosas de las que presumir, como sus amistades. Curiosamente la mayoría también es del mismo gremio. Algunos con más éxito que otros, pero ahí están.

Una de esas amistades es Nayuta Kani, una joven promesa que ganó un premio literario por su calidad. Lo curioso es que esta joven siente predilección por el protagonista, tanto que rivaliza con la obsesión de él con las hermanitas. Así está la cosa que le pide que la penetre, así como quien se toma un café caliente a media mañana. Lo curioso es que le pidió salir y todavía no hay respuesta. ¿Qué pasará?


>Guion y narrativa

Pues lo primero que va a pasar es que me tengo que poner las pilas porque vaya basura de sinopsis, pero es lo que dio un primer capítulo que no me atrajo casi nada. Aunque me temo que más culpa la lleva la serie en sí debido al poco movimiento argumental que tiene.

-¿Por qué?-

Porque tenemos entre manos una serie cimentada en los géneros de slice of life, comedia y un poco de romance. Tampoco quiero olvidarme de los toques de ecchi, pero de eso hablaremos un poco más adelante. O no, que me he calentado y ya quiero escribir. De verdad, que tengo muchas ganas de teclear. Mezclar varios de los géneros que más me apasionan suele ser una composición que acaba bastante bien. Sin embargo, tenemos delante de nosotros a Silver Link, un estudio líder en destrozar cualquier hype volviéndolo nimio.

¿Estaré exagerando? En absoluto. Tenemos el análisis de una obra producida por este estudio, la cual no acabó muy bien que digamos. Se trata de Happy Sugar Life y dios sabe si caerá alguna más con el paso del tiempo. Pero prefiero no pensar en ello ahora mismo.

-Lo que piensa tu novia cuando quedas con tus amigas-

Ya de por sí, el género del slice no suele ser uno donde aparezca la acción. Sin embargo, los contrastes entre personajes hacen que la historia esté viva y no relatada por un guionista. Tenemos ejemplos de series que se basan en este género con unos resultados excelentes: Barakamon, Given, Sora Yorimo Toui Bashou, Showa Genroku Rakugo Shinjuu, ReLife… Vale que en su mayoría no son slice puros, pero sí que tienen una gran componente del mismo. No obstante, la inmensa mayoría de series de este género se quedan en un inmovilismo tan monótono que acaban pasando sin pena ni gloria por nuestras pantallas, si es que las llegamos a terminar. Personalmente tengo un listado de cadáveres detrás mío, algunos de cierto renombre.

Imouto sae Ireba Ii, lamentablemente, es de las segundas. Tiene una idea novedosa bastante interesante, amigos que se conocen mientras ejercen su profesión: la de escritor de novelas ligeras. El problema es que la evolución que debería llevarnos por un viaje en su historia se queda en un relato sentado en el banco de la plaza del pueblo. No hay apenas cambios y los pocos que aparecen vienen en los capítulos finales. El resto, aburrimiento casi total. Es triste que los otros géneros que acompañan al principal no tengan la importancia que debería para darle algo de sabor a esta historia. Notaremos trazas, sí, pero nada destacable.

El romance será momentáneo. Es probable que notemos algo más al final de la serie, pero estará ahí como la ropa de ayer tirada en una esquina de la habitación. No va a hacer ruido, ni casi saltará a la vista, pero sabremos que está ahí porque cuando pasemos cerca, la veremos. Aquí ocurre lo mismo, sabremos del romance porque lo insinúan en la serie, nada más.

El otro género abandonado será el ecchi. Cuando Jorge y yo hablamos de las series que estamos viendo y exponemos los puntos importantes de cada una, solemos comentar algo gracioso de ellas, siempre y cuando se dé la situación para ello. Quizás alguna serie no dé pie para un chiste, pero la mayoría sí. En este caso, le destaqué que era de las poquísimas series donde el ecchi acaba siendo aburrido. Sí, de verdad, cansa, y lo hace porque es repetitivo. No hay apenas situaciones diferentes, solo las mismas que se repiten una y otra vez.

Como ya os pudisteis enterar, la serie no tiene "chicha ni limoná" y es una verdadera pena porque los personajes tampoco ayudan (de esto hablaré más adelante). Lo que podría ser una serie interesante, acaba siendo una más del montón de series aburridas que mucha gente no terminará. En una situación normal, yo no la hubiera continuado más allá del segundo capítulo. Así os lo digo claramente.

-¡Qué guay! Es la versión sin censura-

La evolución es mínima y parece que empieza a mostrarnos algo interesante en los momentos finales, pero solo es un enganche para una supuesta segunda temporada. De momento, a día de hoy mientras escribo estas líneas, no hay noticias de ello.

A ver, tampoco quiero ser malo. No es que la serie sea infumable, pero es aburrida porque no ocurre nada. Avisados estáis, luego no quiero lloros porque no sucede nada.


>Personajes

Otro de los puntos que nos marcará el aburrimiento será la repetición de situaciones para los diferentes personajes. Veremos que, si bien el esquema de cada uno es interesante, con personajes diferentes y una rama de evoluciones variada, vemos que se quedan como al comienzo, repitiendo patrones hasta el final, donde parece que quieren salir de su zona de confort.

Si bien en otra serie esto no importaría tanto, en un anime que se basa en el slice of life esto es mortal de necesidad. Matan la serie y, si ya agonizaba con la ínfima evolución de la trama, ni os cuento cómo acabará entonces.

Esto es, obviamente, culpa de los guionistas que no han sabido adaptar la novela ligera en la que se basa. Y eso que relatan en la misma serie el problema de crear un anime basado en una novela ligera y que acabe siendo previsible o aburrido. ¿Se estarían riendo de ellos mismos? ¿Será que les importa un pimiento el resultado final? ¿O es que son más tontos que Abundio, que se fue a vendimiar y se llevó uvas para el postre? Quién sabe.

Lo que es seguro es que yo no llego a tanto, quizás algún día, pero eso será cuando deje la cerveza y me pase al barniz o a la Cruzcampo. Mientras tanto, os dejo el listado de personajes principales:

>Itsuki Hashima. Es el protagonista. Escritor de novelas ligeras donde la perversión y las hermanitas hacen su fusión para poder ganarse el sustento. Perdió de joven a su madre y, cuando su padre se volvió a casar, se fue de casa porque no aceptaba ese cambio. Puede parecer un inútil y algo despistado o pasota, pero es que lo es. Quizás sea un poco idiota al no querer enterarse de cómo funcionan verdaderamente las cosas, o también es posible que se haga el tonto, pero sigue siendo una cualidad de este personaje donde no destaca en nada excelente.

-Ábrete una cuenta de Twitter-

>Haruto Fuwa. Es el mejor amigo de Itsuki. También escritor, parece que tiene más éxito que su amigo porque vende más y tiene más libros. Además de ser alguien con bastante actividad en las redes sociales. Sin embargo, no todo es tan bonito como parece y es que la personalidad de Haruto es algo frágil y termina por quebrar cuando las cosas no van tan bien como debería.

>Nayuta Kani. Es la joven promesa, la escritora con más éxito del grupo. Tiene una cualidad y es la de escribir desnuda, tal y como hacen algunos escritores. Yo lo tengo hecho alguna vez, con más de 35º en pleno mes de agosto y muriéndome por no tener aire acondicionado. Esta chica está obsesionada con el protagonista a un nivel donde el enamoramiento queda atrás y surgen las ganas de fornicio. Solo quiere estar con él y, si puede conseguir que la empotre, mejor todavía.

>Chihiro Hashima. Es el hermanastro del protagonista. Bueno, dice que es él, pero me apuesto la huevada a que tiene más tetas que yo. Igual que se llame Chihiro es suficiente para hacer saltar las alarmas, pero quizás sea cosa mía. Mientras intentamos resolver el misterio de si le rebotan las de arriba o las de abajo, sigo. Este joven se dedica a ayudar a su hermanastro en las tareas domésticas cuando él abandonó el hogar familiar. ¿Por qué esa condición de trabajar para un anormal que no es capaz siquiera de freírse un huevo o de tirar la basura? No lo entiendo. De todas formas, este joven calmado, poco hablará (y aparecerá) en la serie. Quizás al final de la misma, pero poco a destacar.

>Miyako Shirakawa. Es la única persona, junto con el hermanastro, que no se dedica al mundo editorial. Se trata de una compañera de clases universitarias cuando Itsuki estudiaba antes de dejarlo todo y embarcarse en el mundo literario. Que Miyako siga teniendo relación de amistad con el protagonista ya debería dejar las cosas claras acerca de sus intenciones, otra cosa es que lo deje presente. Se trata de una persona tímida que le cuesta decir lo que siente, y eso entra en conflicto con los demás, porque parece que quiere ayudarlos en cosas que son contradictorias con lo que siente y piensa.

>Kaiko Mikuniyama. Esta joven colaborará con la editorial de Itsuki para adaptar al manga su historia. Si bien se muestra amable y dedicada, acabaremos viendo su versión más férrea e intransigente. Aunque también es perceptiva a cambios siempre que los entienda.

>Kenjirou Toki. Es el editor de Itsuki. No suele ser muy exigente con él, pero cuando se acerca la fecha de entrega, comienza a serlo. Ya ni os cuento cuando se pasa y no llega a la segunda fecha. Me río yo de las películas de Saw.

>Ashley Ouno. Esta sociópata es la gestora que ayuda a algunos de los personajes cuando tiene que presentar la declaración de impuestos. Digo sociópata porque se divierte un montón descubriendo los secretos más profundos de sus clientes.

-Cuando vemos una serie para analizar en el blog-

>Setsuna Ena. Es un ilustrador muy conocido en el mundo editorial. No obstante, tiene cierta admiración hacia el protagonista porque le gusta la obra que escribe. Es curioso, pero esto de la admiración es algo que se muestra común a casi todos los personajes de la serie. Cuando desprecian un poco sus propias obras en favor de las de sus amistades porque las ven mejores. Setsuna quiere incluso colaborar con Itsuki, pero éste último no quiere porque se ve inferior en calidad al trabajo del primero.


>Animación

Silver Link no se caracteriza por ser un estudio cuya calidad en la animación sea destacable, ya sea para el lado bueno como para el lado malo. Está en el medio. Podría decirse que el dibujo está bien, pero sin pretensiones.

Así tenemos una animación con unos buenos escenarios, con buena luz y un juego de sombreado correcto. Por otro lado, puede que falten detalles, pero no tienen la riqueza recargada que puedan mostrar otros estudios en sus animes. Sin embargo, con los personajes la cosa ya cambia. En los primeros planos los veremos bien, aunque con algunos matices negativos como un movimiento algo menos fluido. Ya en segundo plano, la calidad de los mismos decae para mostrar algo que nos es conocido: rasgos poco definidos para convertirse en trazos algo más sencillos como en muchas de las series que vemos, ya sea a día de hoy como en el pasado.

Uno de los detalles que más me han cansado en este apartado es el puñetero cuño de "hermanita" que sale cada poco como una ventana emergente de publicidad. No le encuentro el sentido. Vale que la idea puede ser buena cuando se hace en determinadas situaciones o de manera puntual, pero es aleatorio. Hay veces en que lo ponen seguido sin venir a cuento.

En mi caso, ya como dato curioso, analicé la serie con la versión sin censura. Cierto que al comienzo se tapaba algo del cuerpo femenino con rayos de luz, pero después muestran todo sin tapujos. Eso sí, sin pezoncillos ni pelambreras en el arco del triunfo.

-Aunque parezca mentira, no están hablando de pollas-


>Sonido

Con el sonido no encontré lo mejor del sector. El doblaje es regular, sobre todo al comienzo, cuando parece que las escenas con gritos o cierta tensión hablan alto y no parece que no se expresan como los personajes de la escena en ese momento. Del resto no hay mucho que contar, ni para bien ni para mal. Los efectos de sonido son correctos, el audio de fondo es básico y la música acompaña correctamente.

La OST es del montón. No va a ser una banda sonora que utilicemos para ambientar en el estudio, en el día a día o en el trabajo. Esto no debería sorprender a nadie, últimamente las canciones de las series solo están para acompañar escenas y no para dar un plus a esas situaciones.

Respecto al opening tenemos a ChouCho, que colaboró en Girls und Panzer o Hyouka, por poner dos ejemplos de series analizadas en el blog. En esta ocasión canta el tema Ashita no Kimi Sae Ireba Ii. Pasamos ahora al ending y a una artista conocida ya en estos lares, Aira Yuki, que ya cantó temas en Space Battleship Yamato 2199, True Tears o Violet Evergarden. Aquí nos trae Donna Hoshizora yori mo, Donna Omoide yori mo.


LA NOTA

Bien llegamos por fin al final de este análisis. No me ha quedado tal como me hubiese gustado, pero tampoco se puede sacar de donde no hay. La serie está bien. No es que sea un bodrio o algo terriblemente infumable pero se puede ver. Eso sí, la única condición es conocer de antemano que no es un anime entretenido por los cambios en la tramas que pueda tener, sino que se trata de una serie (otra más) slice of life que no ha sabido sacarle partido a la evolución de esa historia ni al tratamiento de los personajes, quedándose estos estancados en el mismo comienzo y repitiendo una y otra vez las mismas situaciones sin apenas cambios. No hay ninguna diferencia entre ver un capítulo, por ejemplo, el número nueve, con ver el número dos. Comprobaremos que la actitud de cada uno de los personajes es sencillamente la misma.

Técnicamente no es un portento, pero está bien. No hay gazapos y ni fallos graves a nivel de dibujo, lo único que se puede señalar como algo malo o insuficiente es que los personajes no tengan un movimiento tan fluido, ya sea al caminar o al mover los brazos, como en otros animes.

Y esto es todo. Tampoco es que tenga algo más de lo que describir o analizar, así que voy a dar por terminada esta tortura, sobre todo para mí, y revelaros que esta serie obtiene la D en nuestro sistema de valoraciones. Se salva que la trama, a pesar de aburrida, no tiene fallos en su narrativa, porque si lo estuviera sería peor. No hay nada más desesperante que ver una serie que hace aguas por todas partes y aún por encima es aburrida. "Afortunadamente" solo tenemos lo segundo.

0 comentarios: